EN LA ALCALDÍA DE XOCHIMILCO SE ELIGIÓ A LAS NUEVAS EMBAJADORAS CULTURALES 2019

Por Graciela Tenorio

Ante un jurado exigente y un público entregado a apoyar a sus candidatas, las nuevas embajadoras culturales fueron elegidas después de un proceso difícil, pues hay que reconocer que el nivel de preparación de las participantes cada año es mejor.

De 65 señoritas inscritas, 54 fueron las que se esforzaron por lograr uno de los tres espacios que otorga este certamen de la Flor más Bella del Ejido para ser representante de las 12 alcaldías de la Ciudad de México que tienen, o tuvieron, ejido en su territorio, ya que las elegidas deben promocionar culturalmente a todas éstas, no sólo Xochimilco.

Ésta selección se hace tomando en cuenta el compromiso que asumen desde el primer día de preparación rumbo al certamen, siendo en este año sólo 54 que cumplieron en responsabilidad, asistencia y disciplina como lo marca el reglamento.

Así de esta forma, llegaron las 54 flores a presentarse juntas por última ocasión en el magnífico escenario que fue montado para tal fin; para nombrar ahí mismo 20 semifinalistas quienes tuvieron la oportunidad de emitir su discurso ante el jurado que calificó a las 10 mejores para ser finalistas y respondieran la pregunta que ellas eligieran en sobre cerrado.

Momentos de gran presión, angustia y alegría vivieron junto a su familia las ganadoras:

  • 1er lugar Yareli Mendoza Gutiérrez, “Flor Alhelí”, del Barrio de La Asunción, Alcaldía Xochimilco.
  • 2o lugar Celic Aimeé Jiménez Navarro, “Flor Campanela”, de San Juan Tepenahuac, Alcaldía Milpa Alta.
  • 3er lugar Estefania Rojas Hernández, “Flor Lobivia”, Alcaldía Xochimilco.

Haciéndose acreedoras a un premio de 50 mil, 40 mil y 30 mil pesos respectivamente, además de joyería y un viaje a Huatulco todo pagado.

Cabe destacar que la disposición del alcalde de Xochimilco, José Carlos Acosta Ruiz, fue fundamental para que este evento luciera fresco y renovado en cada uno de los aspectos que guarda la Fiesta de la Flor más Bella del Ejido.

Otro año más se suma a la tradición de elegir a tres jóvenes mujeres que abrán de enaltecer el atuendo del altiplano central; las danzas con olor del místico copal; el tejido con lanzadera; la siembra que al cosechar da amor; las chinampas que han otorgado el nombramiento de Patrimonio Cultural de la Humanidad a Xochimilco, en fin, toda la riqueza que guarda la herencia que han dejado nuestros ancestros y que representan honor y respeto, ejemplos de vida al andar en la cultura.