DIPUTADOS DE MORENA FRENAN COMPRA DE ANTIRRETROVIRALES NO PROBADOS

Con ello se logró reducir un gasto público de más de 380 millones de pesos, dio a conocer el diputado Temístocles Villanueva.
 
El legislador de Morena emitió un pronunciamiento con motivo del 30 Aniversario del “Día Mundial en Lucha contra el SIDA”, que se conmemora cada 1 de diciembre
 
Como resultado de una petición de Morena en el Congreso de la Ciudad de México, se logró que el Gobierno Federal frenara la compra de antirretrovirales no probados para el próximo año, con lo cual se logró reducir un gasto público de más de 380 millones de pesos, informó el diputado Temístocles Villanueva Ramos.
 
Con motivo del 30 Aniversario del “Día Mundial en Lucha contra el SIDA”, que se conmemora cada 1 de diciembre, el legislador del Grupo Parlamentario de Morena afirmó que para detener la replicación del Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH) es indispensable garantizar el acceso y abasto de tratamientos que ofrezcan eficacia y seguridad a los pacientes.
 
“El 12 de octubre pasado exhortamos desde esta tribuna –a través de un Punto de Acuerdo– al IMSS, ISSSTE, CENSIDA y a la Secretaría de Salud a que retiren de las próximas compras consolidadas la alternativa tenofovir disoproxil succinato y se continúe el suministro del tenofovir fumarato, el cual ha probado su seguridad y eficacia”, recordó.
 
Al respecto, explicó que una de las medidas con mayor éxito después de las campañas de diagnóstico, fue la inclusión del tratamiento antirretrovírico TAR en el Cuadro Básico de Medicamentos. Éste, detalló, consiste en combinar al menos tres antirretrovirales ARB para suprimir al máximo el VIH y frenar la progresión de la enfermedad.
 
“Hoy en día un paciente con VIH, con el tratamiento adecuado y oportuno, puede vivir una vida libre de SIDA con índices de sobrevida cercanos a la población general. De ahí la importancia de procurar el acceso universal a tratamientos antirretrovirales de calidad”, subrayó.
 
En la Sesión Ordinaria de ayer del Congreso capitalino, Villanueva Ramos comentó que el pasado 23 de noviembre la Mesa Directiva del órgano legislativo le dio a conocer el oficio de respuesta de la Secretaría de Salud sobre dicho Punto de Acuerdo.
 
En el oficio, indicó, se menciona que la Dirección de Medicamentos, Insumos y Tecnología de la Secretaría de Salud no adquiere los medicamentos alternativos en las compras consolidadas con el IMSS, ni ningún otro procedimiento administrativo.
 
En ese contexto, el diputado Temístocles Villanueva destacó que el miércoles 21 de noviembre el IMSS recibió 55 proposiciones para la licitación pública internacional número LA-050GYR047-E45-2018 para la adquisición de bienes terapéuticos de la compra consolidada del ejercicio fiscal 2019.
 
Agregó que es el evento más importante de compra consolidada de medicamentos, ya que se trata de un mega paquete de 553 partidas, por un monto de 23 mil 260 millones de pesos, y que dentro de las proposiciones se incluye el tenofovir disoproxil fumarato a un precio más accesible.
 
“El precio por unidad en esta licitación pública es de aproximadamente mil 628 pesos, por lo que existe una disminución aproximada del 21 por ciento en un costo respecto a la compra 2018, la cual costó dos mil 60 pesos”, precisó.
 
Resaltó que de llevarse a cabo la compra, se derrumbaría el argumento de que el tenofovir disoproxil succinato, la “alternativa no comprobada”, se incluye en las compras consolidadas porque su costo es supuestamente más accesible.
 
“El tenofovir disoproxil fumarato fue ofertado a un precio menor respecto al precio de 2018; lo que tendrá como resultado para el Gobierno Federal y entidades federativas un ahorro directo de más de 380 millones de pesos y continuará impactando de manera positiva en las y los derechohabientes, ya que no se verán afectados por un cambio de terapia, como el succinato, el cual ha sido cuestionado por las asociaciones de pacientes y está en revisión por la autoridad sanitaria”.
 
El también Presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Congreso local añadió que el tenofovir disoproxil fumarato es tan confiable que, bajo la premisa de un costo accesible, se debería seguir adquiriendo en las compras consolidadas, en vez de buscar alternativas que al final no generan un ahorro y cuya eficacia y seguridad no está comprobadas.
 
Expuso que el marco de la citada conmemoración, es necesario reflexionar sobre los avances y lo que todavía falta hacer como sociedad civil y gobierno, para mejorar la calidad de vida de las personas que viven con VIH y reducir la infección de esta enfermedad.
 
“Sin lugar a dudas, el principal problema que enfrenta la lucha contra el VIH SIDA continúa y es el estigma y la discriminación. Mientras no logremos erradicar el estigma y la discriminación, no lograremos cumplir los avances respecto a la lucha contra éste”.
 
Por último, resaltó que en el año 2015 ONUSIDA planteó una nueva estrategia: “los objetivos 20-30”, los cuales consideran que en el 2020 el 90 por ciento de los pacientes que viven VIH puedan ser detectados.
 
Y que, añadió, esa cifra el 90 por ciento debe estar en tratamiento y el 90 por ciento de los que se encuentran en tratamiento deberán ser indetectables, con el objetivo de lograr erradicar la pandemia en el año 2030.