LÍDERES DEL COMERCIO POPULAR BUSCAN ENTREVISTARSE CON EL NUEVO SECRETARIO DE GOBIERNO PARA LOGRAR ACUERDOS.

  • Vendedores populares entre dos fuegos; la represión y operativos policíacos para que no trabajen , y la cerrazón política por parte del Gobierno capitalino.

Ante la indiferencia que ha mostrado el gobierno federal que encabeza Andrés Manuel López Obrador al comercio popular , los más de 64 dirigentes de este sector en las 16 alcaldías de la Ciudad de México aseguran que en estos días estarán antes de que empiece “la mañanera” en Palacio Nacional con el fin de que el titular del ejecutivo los visualice “porque existimos, además ante el nulo fracaso de generar empleos que no se les olvide que la venta en el espacio público es una válvula de escape ante el desempleo pero lo más importante captamos a todos aquellos que buscan como salida la delincuencia para tener recursos y llevar comida a sus familias”.

Lo anterior fue expresado por Sofía Trejo quien agregó “queremos decirle también al Presidente que hay fuertes diferencias con la dependencia Bienestar Social por sus reglas de operación las cuales impiden que participemos nosotros y por lo tanto entonces que seamos beneficiarios de algunos programas”.

Reunidos el día miércoles muy temprano en la plancha del Zócalo los integrantes de la asociación “Unidad del Comercio Popular” y del “Movimiento por los Derechos Constitucionales del Comerciante Popular y del No Asalariado” (MODECCOS) que encabeza Diana Sánchez Barrios buscaron al nuevo Secretario de Gobierno de la capital, Alfonso Suárez del Real para entregarle un documento donde lo felicitan por su nueva encomienda y le desearon todo el éxito.

Asimismo, buscan concertar una cita con él para que el funcionario morenista conozca a fondo lo agresivo de los operativos policíacos  en su contra:  “nos acercamos las organizaciones al nuevo Secretario de Gobierno pretendiendo  una audiencia las organizaciones del comercio popular porque los operativos que se han llevado acabo son discrecionales, arbitrarios están violentando los derechos humanos de nuestros compañeros observamos rasgos muy delicados de violencia política, pero que se ejerce de una forma salvaje hacia nosotros además de que  somos  maltratados, y se roban nuestras mercancía.
Los operativos son muy violentos pero también observamos ciertos rasgos de clasismo, y racismo en su aplicación eso no lo podemos dejar pasar, en su momento la jefa de gobierno dijo que se borraba al grupo de granaderos de la ciudad porque no se iba a permitir ni un acto de represión y ha sido todo lo contrario”.

Justo en el momento en que daban la entrevista a los medios de comunicación,  a un costado de las oficinas de Claudia  Sheinbaum iba pasando Alfonzo Suárez del Real por lo que Sofía Trejo lo detuvo y en un breve  intercambio de palabras le dijo “estamos preocupados por nuestra fuente de trabajo, lo vamos a buscar, a entregarle un documento para encontrar solución”.
A lo que el recién estrenado Secretario de Gobierno contestó “déjeme llegar, entrar y tomar el cargo y los atendemos”, acto seguido cruzó la calle que lo lleva a sus oficinas.

El documento que le harán llegar al extitular de Cultura es con el objetivo de mostrar “nuestro compromiso corresponsable en el marco normativo vigente para llevar a cabo el ejercicio de venta en la vía pública y sobre todo nuestro apego a las reglas de cooperación y a los lineamientos que se están estableciendo por parte del gobierno de la ciudad para incorporarnos en la nueva normalidad.

En las áreas de trabajo proponemos once puntos específicos que se implementen en todas las áreas de trabajo de la capital en donde haya comercio en la vía publica pero también  ponemos en la mesa un programa emergente en la mesa de carácter económico y la posibilidad de la integración que se revisen los programas sociales para que en sus reglas de operación tengamos cabida.

“Es así como nos comprometemos a usar gel y desinfectarnos antes de iniciar la jornada laboral, colocarnos cubrebocas y careta, negar la atención a clientes que no usen estos aditamentos, tomar sana distancia, en caso de comida sólo vender para llevar, tomar y tomarnos la temperatura y sensibilizar a los comerciantes sobre el peligro que existe ante la pandemia para que extremen sus precauciones”.