VIOLENCIA DIGITAL POR RAZONES DE GÉNERO, DAÑA MÁS ALLÁ DEL CIBERESPACIO

El secretario general del Partido Verde de la Ciudad de México, Carlos Madrazo Silva, ratificó el apoyo del Instituto político al que representa para la iniciativa presentada por la diputada Alessandra Rojo de la Vega, para que se reconozca en la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia para la Ciudad de México, la modalidad de violencia digital, además de su penalización en el Código Penal local.

La iniciativa con proyecto de decreto propone adicionar una fracción al artículo 7 de la Ley de acceso de las Mujeres a una vida Libre de Violencia; además de pedir la reforma a los artículos 179, 188 Bis y 209, del Código Penal de la Ciudad de México.

El líder partidista declaró, “es de gran importancia que se logren las adiciones y reformas necesarias para que la violencia digital, en especial la de género, sea reconocida y castigada como delito. Se están sentando las bases para su combate desde varias aristas, ya que además de la sanción, se podrán generar políticas públicas que atiendan a las víctimas, prevengan el delito y eduquen contra este ilícito propagado por la Internet que tiene graves consecuencias en la vida de las mujeres y el total de la población”.

Según datos de la Comisión de las Naciones Unidas, el 73% de las mujeres ya se ha visto expuesta o ha experimentado algún tipo de violencia en línea. Expertos señalan que la violencia digital expone a las mujeres a la divulgación de su información, violación de sus datos personales, la invasión de su privacidad, la difusión de contenido íntimo sin consentimiento y la suplantación de personalidad virtual, lo cual, no sólo daña su dignidad humana, sino que, ha incitado a conductas de odio o burla hacia su persona.

La iniciativa realizada en colaboración con la colectiva civil Frente Nacional para la Sororidad y presentada también por la diputada Paula Soto y el diputado Federico Döring señala que la violencia digital por razones de género puede causar: daño a la reputación, daño psicológico (angustia, depresión, miedo, estrés, paranoia, impotencia), daño físico (dolor de cabeza, colapso emocional, depresión, autolesión e incitación al suicidio), miedo a salir (auto restricción de movilidad), abandono de las tecnologías, autocensura, sensación de vigilancia constante.

El Frente Nacional para la Sororidad recordó que en internet lucran con la difusión sin consentimiento de contenido íntimo, lo cual se traduce en violencia digital, señalaron que en la Ciudad de México existen 1409 mercados de explotación sexual digital (perfiles en redes sociales y páginas web).

“El gobierno local lanzó un plan para garantizar la seguridad de las mujeres en el metro, esto a raíz de las denuncias de intentos de secuestro en dicho transporte y en sus inmediaciones, estoy seguro que las acciones legislativas van a permitir optimizar el trabajo contra la violencia de género en paralelo desde el entorno digital.   Pedimos a la población ser cuidadosos con lo que publican en plataformas digitales y enseñar a los menores la importancia de mantener su privacidad y protección de datos personales, así como estar al pendiente del uso que le dan al internet, esto para evitar, en la medida de lo posible, ser víctimas de violencia digital”, concluyó Madrazo Silva.