PRUEBAS ESTRICTAS PARA OBTENER Y MANTENER LICENCIA DE CONDUCIR, ACCIÓN NECESARIA PARA REDUCIR ACCIDENTES DE TRÁNSITO

  • En la CDMX, en el año 2018 ocurrieron 11,651 accidentes de tránsito; a consecuencia de ellos hubo 2,637 heridos y 240 decesos, es decir, en promedio 20 muertes al mes por dicha causa: Carlos Madrazo 

El secretario general del Partido Verde en la Ciudad de México, Carlos Madrazo Silva, reitero la petición a las autoridades de movilidad capitalinas, con respecto a la necesidad de que las personas que aspiren a obtener o mantener un permiso de conducir deban acreditar exámenes teóricos, prácticos y hasta de aptitudes, tales como: el manejo de la ira y el estrés al volante.

El ecologista comentó: “el otorgar una licencia o permiso de conducir no debe ser visto sólo como un trámite, ya que la autoridad está  acreditando que un individuo posee la capacitación para manipular cientos de kilos, a velocidades de hasta 80 km por hora, esto en carriles centrales de las vías de acceso controlado; manejar en la CDMX, es un reto aún mayor que en otras entidades, la alta cantidad de unidades, las malas condiciones de las vialidades y la falta de una cultura vial, hacen de ello una prueba no sólo de pericia, también de manejo del estrés”.

“Cabe recordar el trabajo periodístico de un importante diario, que evidenció cómo en un módulo de la Secretaría de Movilidad capitalina se emitió una licencia para conducir a favor de una persona que por afecciones de la vista no está en posibilidades de hacerlo y además no sabe conducir, lo cual no fue preguntado por los funcionarios; eso no debe suceder, ya que pone en riesgo a todos los usuarios de la vía pública, principalmente a los peatones y ciclistas”, pidió Madrazo Silva.

Al consultar la página Accidentes de tránsito terrestre en zonas urbanas y suburbanas, del Instituto Nacional de Estadística y Geografía, vemos que, en la última década, el año 2012 tuvo el mayor número de accidentes de tránsito en la CDMX, 17,120 siniestros, y 343 decesos. A partir de  ese año se registró un descenso constante en el número de accidentes hasta el 2017, cuando sucedieron 12,321 percances, a causa de ellos, fallecieron 203 personas; para 2018 el número fue de 11, 651 siniestros, pero desafortunadamente con un incremento en los decesos, los cuales subieron a 240, es decir, en promedio 20 muertes al mes por dicha causa.

“Los exámenes teóricos y prácticos para obtener los permisos de conducir serían un complemento ideal para lograr el  éxito de las fotocívicas; en cuestión de seguridad vial, la simplificación administrativa, con miras a evitar trámites mediante su  digitalización, no nos parece sea la mejor estrategia”, declaró Madrazo.

“Sabemos que implementar las pruebas de manejo implica no sólo  la elaboración del reglamento para obtener la licencia de conducir y establecer las pruebas de pericia y teóricas, también, robustecer el área encargada de otorgar los permisos para que pueda aplicar los exámenes, pero en definitiva es algo necesario para disminuir el número de accidentes de tránsito, así como el de heridos y decesos por dicha causa”, concluyó Madrazo.